Remedios naturales para la tos

Existen muchas razones diferentes por las cuales aparece la tos, y al mismo tiempo también existen diferentes tipos de tos; y cada una de ellas tiene un tratamiento diferente. Sin embargo, en la mayoría de los casos la tos más común es la viral.

Aquella que aparece por un resfriado, que solo irrita las vías respiratorias pero que tiene la función de expulsar y liberar a todos aquellos pasajes del sistema respiratorio. En este caso los remedios naturales son la mejor alternativa; ya que ayudan con la función natural del cuerpo sin dejar secuelas ni tener efectos secundarios.
Remedios naturales para la tos


Tipos de remedios naturales para la tos

Jarabe de miel: se ha demostrado científicamente que la miel contiene propiedades que ayudan aliviar la irritación de la garganta ocasionada por la tos excesiva, es totalmente natral y se puede consumir sola con efectos inmediatos. Sin embargo, lo mas aconsejable es combínala con zumo de limón y aceite de coco para hacer una especie de jarabe para tratamiento prolongado de la tos.

Balo caliente: al momento de que una persona con tos, toma un baño caliente siente alivio inmediato de la tos. Esto es porque los vapores que emanan del agua caliente ayudan a despejar y aliviar las vías respiratorias, además de que también ayudan a descongestionar las vías nasales y calmar la irritación de los ojos.

Te de pimienta negra y miel: se recomienda especialmente para la tos del tipo húmeda, ya que la combinación de la pimienta negra con la miel ayudan aflojar la flema que se acumula en los pulmones y la ayuda a salir.

Te de tomillo: el tomillo ha sido muy famoso en el mundo de la medicina natural por sus propiedades que alivian la tos a través de sus capacidad de relajara los músculos de la tráquea, ayudando así a disminuir la inflamación por el esfuerzo físico causado por la tos.